‘Gladiator’ – La arena del Coliseo

gladiator

“El corazón que late en Roma no es el mármol del Senado, es la arena del Coliseo.” Graco. 

Ridley Scott es un director peculiar que despierta al mismo tiempo odios y simpatías. Es comprensible, el tipo que hizo las magníficas Alien y Blade Runner también ha tenido sus tropiezos, y su gran talento para el espectáculo visual parece haber sido desaprovechado en múltiples ocasiones. También, muchas de sus películas han sido mutiladas, lo que hace que algunas de sus ideas fallidas en realidad no lo hayan sido tanto, pero eso poco nos importe. Pero por alguna razón que no conozco, parece fácil y divertido criticarle ensalzando en su lugar a otro cineasta con el que se le compara a menudo, el canadiense James Cameron.

Scott no ha dirigido tantas películas como se cree, y un rápido vistazo nos hace comprobar que tampoco hay tantas razones para tenerle manía. Pero uno de sus trabajos de mayor éxito comercial y que supuso la regeneración del peplum ha sido también uno de los más criticados. Esa es la estupenda Gladiator.

Gladiator_9L

En el año 2000 el cine “de romanos”, al igual que el “de piratas”, había estado en barbecho durante un tiempo, así que la historia de Máximo era algo novedoso e impactante. Con unos efectos especiales llegados a su punto más alto, parecía que íbamos a presenciar por fin una película espectacular alejada del cartón piedra. Y ese es uno de los puntos fuertes de la película, ambientada en los últimos momentos del César Marco Aurelio, cuando el Imperio Romano está a punto de alcanzar la paz llevándose por el camino a los últimos enemigos que quedan. El emperador, cansado de lo en que se ha convertido Roma, quiere hacer algo por su legado en sus últimos momentos. Para ello, decide darle el poder al Senado y evitar que su hijo Cómodo acceda al poder.

Pero Cómodo, a quien desde el principio vemos como el malo de la función, asesina a su padre y a todos los que él confiaba, incluido un general llamado Máximo, una especie de hermano adoptivo a quien Marco Aurelio tenía en gran estima.

La historia de Gladiator se centra en el tema universal de la venganza, con tres actos bien diferenciados donde la vida de Máximo traza un círculo completo. Desde el principio como general del ejército, en una muy bien rodada y espectacular batalla, hasta su caída en desgracia siendo vendido como esclavo para participar en las peleas de gladiadores. Condenado a muerte por Cómodo, Máximo escapa sólo para ver cómo su familia también ha sufrido la ira del nuevo César, lo que le deja a él también muerto por dentro y sin ningún objetivo. Pero bajo la propiedad de Próximo, el general tendrá la oportunidad de buscar venganza. Comprende que ganarse la fama de Gladiador puede ser su camino hacia Roma, el Coliseo y el propio emperador. Así, el segundo acto muestra su camino hacia la resurrección personal, haciendo amigos y ganándose el respeto de todos los demás gladiadores. De ser un general pasa a ser el hispano, y de ahí, a Máximo. Las mismas escenas se repiten una y otra vez en distintos escenarios, y eso es lo que le da una sensación de continuidad.

russell-crowe-gladiator-2

Mientras tanto, otro hilo argumental involucra a la hija de Marco Aurelio, forzada a tener una relación casi incestuosa con Cómodo. Su historia es la que ralentiza un poco el ritmo y demuestra que está peor planificada, ya que el guión cambiaba cada día y en algunas de las versiones incluso, la mujer acababa suicidándose. La trama del Senado y las luchas intestinas contra Cómodo no llega a aburrir porque cada poco tiempo hay una nueva espectacular escena de acción que deja sin aliento. Algunas de ellas, como la primera lucha en el Coliseo, con carros de combate destinados a aniquilar a los gladiadores, es un prodigio de la planificación. De hecho, todas las escenas que tienen lugar en el anfiteatro son impresionantes, y no acusan el paso del tiempo. Todo lo contrario que la llegada de Cómodo a Roma, donde el fondo insertado por ordenador se nota a día de hoy algo artificial. Pero no importa. Es sólo un plano y en comparación, en la lucha contra Tigris de la Galia Scott logra transmitir el fragor de la pelea sin recurrir a efectos especiales innecesarios o cámaras lentas, algo de lo que sin duda pecarían ahora todas las producciones.

En conclusión, Gladiator es una buena película. Muchas de las pegas que se le ponen se deben a la tirria hacia Scott y a que, en su momento, Internet descubrió el mundo de los fallos en las películas, haciendo famosas la bombona de los carros, las cámaras entre el público del Coliseo y los supuestos relojes de pulsera en los legionarios. También se la criticó mucho por no ser una rigurosa adaptación histórica, pero llega un momento en que tienes que preguntarte si estás viendo un documental o una película de ficción. La aparición de personajes reales sólo sirve de excusa y lo que cuentan no se parece en nada a la realidad, pero al margen de eso funciona a la perfección. Es una película sólida en conjunto, si bien en la versión extendida (marca Scott), vemos cómo el guión iba dando bandazos y algunas frases son dichas por los mismos personajes en escenas diferentes. Aun así incluso lograron superar el problema de la muerte de Oliver Reed en pleno rodaje, que regaló una dirección de interpretación. Revitalizó la afición por las películas históricas y le salieron muchas imitadoras, pero lo cierto es que Gladiator tiene algo de la que muchas otras carecen, y es que es ante todo, una película entretenida.

gladiator-2

Para leer la ficha de la película, pincha aqui

, , , , , , , , , ,

  1. ‘Gladiator’ | Tierra de Cinéfagos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: