‘La guerra de los mundos’ – Cuando Orson Welles aterrorizó a América

Orson-Welles-leyendo-La-guerra-de-los-mundos1

Llevaba mucho tiempo queriendo hacer este post, y me ha resultado muy curioso saber que justo cuando decido hacerlo quedan solamente tres días para el setenta y cinco aniversario de uno de los programas radiofónicos más famosos de todos los tiempos: la retransmisión que Orson Welles hizo de ‘La Guerra de los Mundos’ la noche de Halloween de 1938 y que provocó el pánico entre la población estadounidense cuando el público realmente creyó que los extraterrestres habían invadido la Tierra.

War-of-the-Worlds-XBLA

‘La guerra de los mundos’ es una novela del escritor británico H.G. Wells publicada a finales del Siglo XIX y que relató por primera vez cómo sería una invasión llevada a cabo por seres de otro mundo. El libro sentaría las bases para todas las películas e historias similares que llegarían a lo largo del siglo posterior, pasando por las inevitables fases de desconcierto general, miedo, destrucción de la humanidad y victoria final sobre los invasores, pero le añadiría algunos elementos que me parecen bastante interesantes y que nunca han sido superados, como que tras demostrar su superioridad armamentística, los alienígenas enfermaban y morían debido a los microorganismos de nuestro planeta, ante los que no estaban inmunizados. Pero sobre extraterrestres hablaremos mucho en el blog durante los próximos meses, así que iremos por partes.

Hoy nos centraremos en la adaptación radiofónica que Orson Welles, por entonces un joven de 23 años, preparó buscando crear una historia terrorífica para la noche de brujas. Siguiendo la tónica de las radionovelas (un concepto a los que a algunos ya les suena arcaico) se disponía a dramatizar la llegada de los extraterrestres armado de actores, efectos de sonido y muchísimo talento. Por supuesto, al principio del programa se dejaba claro que todo se trataba de ficción, y Welles leyó las primeras páginas de la novela con su voz profunda antes de pasar a falsos noticiarios que retransmitían la historia como si fuese algo que estaba sucediendo en aquellos instantes.

El problema vino cuando muchos de los radioyentes estaban ocupados en otra emisora escuchando un programa de más éxito, y cuando se aburrieron, cambiaron de dial sintonizando el programa de Halloween después de haber empezado, por lo que se perdieron la explicación del principio. Ellos sólo escucharon un programa musical que de repente se cortaba para introducir fragmentos de noticias como las que contaban que astrónomos habían registrado una serie de explosiones en Marte, la caída de un meteorito cerca de un pueblo de Nueva Jersey, y todo lo que vendría después. ‘La guerra de los mundos’ también fue uno de los primeros casos de lo que a día de hoy conocemos como Found Footage, esas películas que se basan en imágenes pretendidamente reales entre las que destacan Holocausto Caníbal y Paranormal Activity, y un fenómeno viral que llegó a doce millones de personas, muchos de los cuales salieron corriendo de sus casas, llamaron a la policía, intentaron suicidarse o aseguraban ver en el cielo naves alienígenas que avanzaban sobre ellos.

1280px-Landingsite_statue

Gracias al excepcional trabajo del narrador que interpretaba a un supuesto reportero, lograban transmitir tensión y miedo. Los gritos, la excitación, todo llegaba a un público que escuchaba descripciones sobre alienígenas con tentáculos largos y piel de serpiente, rayos de calor y una nube de veneno mortal que alcanzaba Nueva York y destruía la ciudad matando en directo a los reporteros de la CBS.  La cifra exacta de los que se convencieron de que los invasores habían llegado siempre será objeto de debate, algunos creen que un millón pero otros apuntan tan sólo a unas decenas de miles. Fueran cuantos fuesen, sirvió a Welles para catapultarle a la fama tras una disculpa pública, y también para que se estudiase el poder de manipulación que los medios podían ejercer sobre la población. Desde entonces, el especial radiofónico se ha convertido en un programa de culto y podéis escucharlo íntegro en el vídeo que veis más abajo, traducido al español y de la misma forma que lo oyeron los habitantes de Nueva Jersey hace ya más de siete décadas. A día de hoy, el pueblo de Grover’s Mill, donde se estrellaba el primer trípode alienígena, se siente orgulloso de su papel en la invasión ficticia y posee incluso un monumento dedicado a los extraterrestres. Una muestra más de hasta qué punto son importantes las historias y, también, la forma de contarlas.

  La guerra de los mundos

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

  1. #1 por anaSlytherin el 27 octubre, 2013 - 09:30

    QuÉ miedo me da a mi esta historia, de verdad!! Yo habria sido de esas amas de casa que se volvieron locas totales!! Nunca lo he escuchado completo, mola que hayas puesto el enlace 🙂

  2. #2 por kaldina el 28 octubre, 2013 - 04:34

    Vaya, gracias por el enlace!! que maravilla

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: