Mil y una formas de vender una película por su estuche

La uniformidad de formatos a la hora de vender una película o una serie es algo extraño en ocasiones. Series que se venden con proporciones enormes (conteniendo estuches de dvd por cada disco) y que a la larga acabas viendo que la temporada se va empequeñeciendo en cuanto al tamaño de cada pack (ejemplos serían los de  las series Smallville o Perdidos) o películas que dependiendo de la compañía hace uso de una imaginación maligna.

Uno de los más sangrantes fueron los de las películas editadas por Warner, empresa que por su política a la hora de editar ha recibido no pocas críticas (extras escasos o falta de subtítulos en los comentarios de los susodichos). Y es que cuando empezó el DVD no se les ocurrió otra idea que obviar el estuche de turno. El cual no hace otra cosa si no proteger la carátula, pero a ellos les pareció mejor que el mismo estuche fuese la mencionada, algo que siempre me sacó de quicio. Cualquier golpe o daño que sufriese era algo que iba a quedar de por vida. No era un estuche al que se le había arrugado el plástico o un trozo del lateral, eso se podía subsanar simplemente con un cambio y a correr. Aquí no, ¿que ibas a hacer?. Aguantarte y poco más.

ESTUCHE Y CARÁTULA TODO EN UNO

El sistema era bien sencillo. A la derecha del estuche había una pestañita donde tirabas hacia fuera, con lo cual se abría y ya podías acceder al disco. Así que tanto la parte delante como la trasera quedaban al “aire”. Desconozco cuanto duró esta moda (en mi videoteca tengo/ tuve películas de ese estilo como Operación Swordfish, Poltergeist, Batman y Batman Vuelve), aunque posteriormente las fueron editando con estuches de toda la vida. Parece que se dieron cuenta de la tontería que hicieron.

ESTUCHES DE “CRISTAL”

Pero estábamos todavía en los comienzos de este formato. Así que no fué sólo Warner la empresa que cometió una tontería, aunque igual a otros les gustaba su iniciativa (todo es posible y respetable), si no que Columbia también sorprendió a propios y extraños. Warner con estuches de cartón, pues nosotros con los de metraquilato. Muy vistosos en un primer momento, pero casi siempre, sobre todo si ibas a tiendas de segunda mano, acababan con desperfectos. Y raro, por no decir imposible, era encontrar un sitio donde poder comprar repuestos por si las moscas.

Películas como Godzilla, Dentro del Laberinto y  muchas otras estuvieron con dicho estilo. Curioso como digo, aunque creo que no duró tampoco mucho. Normalmente cuando te comprabas algún reproductor de oferta, de esos que te podías llevar 20 ó 30 películas, siempre caía alguna de estas.

OCUPANDO MENOS ESPACIO

Pero aún se puede rizar más el rizo. No tanto por el aspecto exterior, si no por lo que se ofrecía en el interior. Sí, sí, en el interior. Y es que incluso pensaban que los estuches de los Dvds podía ocupar bastante espacio, así que ofrecían la opción de guardarlos como si de un cd de música se tratara. Con una carátula bastante maja y útil -conteniendo toda la información necesaria-, aunque no llegué a utilizarlo nunca la verdad.

Recientemente he vuelto a ver algo así en la película Cisne Negro -en formato Blu-Ray-, algo que podría tener su sentido, ya que hay muchas películas en ése formato que vienen con la copia digital o el formato Dvd incluído en un sólo pack. Otra cosa es que acabes dejando los múltiples cds en el estuche y obvies esa opción.

EXTERIOR E INTERIOR DE CARTÓN

Otra opción más, y que tampoco es que me guste la verdad, es la de vender una edición de coleccionista donde el exterior es de cartón y… ¡el interior también!. Con lo que no hablamos de esas ediciones donde nos “obsequian” con un cartoncito que puedes tirar a la basura, pero donde el estuche de plástico sigue estando con la carátula de turno. Aquí el mencionado exterior es la carátula de la película, mientras que el interior suele desplegarse para ofrecernos el par de discos (uno para la película y otro para los extras).

Aunque hay casos como el de Re-Animator donde el número de discos se eleva a tres. Todo es viable la verdad. El dibujo de la derecha es simplemente BRILLANTE.

No es que esté en contra totalmente de estas ediciones, las de cartón, metraquilato o steelbook, las encuentro llamativas y a primera vista impactan, si tienes cuidado con ellas puede ser -repito, puede ser- que se encuentren como el primer día. Pero por muy cuidadoso que es uno -que lo es- siempre encuentras a la larga algún desperfecto por el paso del tiempo. Mover la videoteca de un lado a otro o cosas similares (¿caídas sin querer?) es algo que tienen en su contra si lo comparamos con el estuche más extendido.

 ANTES ERA EL CARTÓN, AHORA EL ACERO

Uno de los más demandados por cierto sector de compradores. Por lo menos viendo páginas como Mubis me he dado cuenta de ello. Si antes era el cartón lo que servía como carátula ahora es el “acero”. Un estuche molón, tanto por dentro como por fuera, donde su mayor “fallo” es que cualquier arañazo (no es recomendable dejar que tu mascota juegue con él. Bueno, con cualquier dvd realmente :P) queda patente. Dicho formato se ha extendido tanto en las ediciones en Dvd como en Blu-ray.

EL FRIKISMO EN ESTADO MÁXIMO

PELÍCULA E INFORMACIÓN EN UNA SOLA TACADA

LAS PELÍCULAS EN FORMATO LIBRO

Ahora entramos en las colecciones que suelen sacar los periódicos o revistas. A veces de cine clásico, otras sobre Obras Maestras, filmografías, etc. El formato libro-dvd suele ser interesante, a veces hablan sobre una etapa concreta de la historia -en general- como es el caso de la que sacó El País, y otras sobre la película o el director. Lo malo es que si quieres tener uniformidad en tu estantería (cosa difícil la verdad, sobre todo si tienes vhs, dvds, blu-rays…) esto te puede sacar de quicio tranquilamente.

LO FINO ES MÁS UBICABLE

Y entramos en “lo fino”. De nuevo los periódicos y revistas pueden optar por ofrecer diferentes películas, pero con un estuche ultrafino. Ocupando mucho menos espacio, pero quizás siendo un obstáculo para los coleccionistas que quieran tener el Dvd en “estado puro”. Osea, sin logos de dichas empresas o con la carátula a tamaño original. De todo hay en la viña del señor.

MÁS FINO TODAVÍA Y DE CARTÓN

Pero aún se puede reducir más, incluso costes. Si el estuche de antes era fino, esto ya se lleva la palma. Cartoncito, una vez más, que es la carátula y el estuche en uno. Pero fino, fino. A veces simulando la carátula de la película y otras dejando patente la empresa que lo saca a la venta conjuntamente con el periódico.

Me he dejado en el tintero, seguro, muchos otros estuches. Porque dentro de los packs (sean series, donde una serie concreta -Smallville por ejemplo- puede llegar a tener dos o incluso tres diferentes estuches conforme avanzan las temporadas) puede llegar a ser un cachondeo. Por no hablar de los que venden los manteros, donde una carátula bajada de internet se coloca en un finísimo plástico. Aunque ahí tampoco es que se pueda exigir demasiado, ¿verdad?.

En fin, si vosotros echáis en falta alguno podéis dejar vuestros comentarios para ilustrarnos.

Fd: Snake   

, , , , , , , ,

  1. #1 por peckinpah el 14 abril, 2013 - 12:28

    Yo tengo la trilogia de Mad max + libro en un estuche del tamaño de un disco de vinilo y mas grueso que el estuche de dvd convencional.

    Lo de Warner es muy grave.

    En las de metacrilato lo primero que se jode son las esquinas y las pestañitas que sujetan el disco.

    Hace tiempo sacaron unas ediciones ( yo tengo Asalto al tren Pelham en este formato) que era parecido al normal pero muchisimo mas ligero. Casi mas ligero que el carton y no daba mucha sensacion de seguridad.

  2. #2 por peckinpah el 14 abril, 2013 - 12:35

    De las ediciones que tengo la que riza el rizo es la Edicion especial de Horizonte final.

    Caja de plastico imitando la nave que se abre por arriba. Dentro decoracion de esqueletos y tal y un estuche de plastico transparente tamaño cd. Dentro del estuche de plastico otro estuche de carton desplegable con los dos discos.

    Alucinante.

    Hay veces que no veo las peliculas solo por el curro que lleva sacarlas de la funda.

    Buen articulo.

  3. #3 por adri el 14 abril, 2013 - 13:02

    Gran artículo. Lo de los estuches de los dvds ha sido un desfase increíble, mira que en VHS en su época también había una serie de armatoste pero con el dvd hicieron algunas burradas. Veremos si con el blue-ray sigue esa línea.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: