Una frase mítica de Ator el Poderoso

Ator, El Poderoso fue una explotación italiana -como tantas otras- que siguieron el éxito que tuvo Conan de John Millius. Bajo presupuesto, actores más malos que un dolor de tripas -incluso los actores masculinos luchaban por tener más rimel que sus compañeras- y una acción que provocaba la sonrisa del espectador más que otra cosa. Eso no quita, yo lo digo muchas veces, que haya que verlas. Sigo pensando a día de hoy que hay que ver de todo y más sabiendo ubicar las cosas en su tiempo. Igual dentro de esos minutos -muchos olvidables- hay momentos que se pueden salvar y que haya merecido la pena su visionado. ¡Y qué demonios! Así puedes decir “He visto Los Bárbaros!” o “He visto Ator, El Poderoso” y sigo vivo… mentalmente.

En Ator -voy a pasar de poner el poderoso- hay un diálogo impagable digno de los hermanos Farrelly. Uno que no voy a desvelar para que vayáis “vírgenes” a su visionado. Desde luego lo mejor de todo es ver la expresión de decepción de Miles O´Keeffe (el Casper Van Dien de los ochenta). Ya me diréis vuestras impresiones, porque yo lo he visto ya un par de veces y me he descojonado vivo.

 

 

Fdo: Snake   

, , ,

  1. #1 por serreina el 10 enero, 2013 - 02:14

    jojojojo¡¡¡ jajajaja¡¡¡ es para partirse, que bueno¡¡¡, Esto lo tengo que compartir en FB¡¡¡

  2. #2 por Frank Jones el 10 enero, 2013 - 08:05

    “Hablaré con nuestro padre”… jejeje…. brillante

  3. #3 por JMG el 10 enero, 2013 - 08:49

    Despues de esto, Conan el Barabaro aun me parece mejor película. Que para evitar frases bochornosas, quitaron el 90% del dialogo.

  4. #4 por trepamur0s el 10 enero, 2013 - 10:58

    Eso es un zas en toda la boca que no me esperaba. XDDD

  5. #5 por Pliskeen el 10 enero, 2013 - 21:37

    Descacharrante. Pero no obviemos que, diálogo aparte, la banda sonora (digna de un episodio de “La casa de la padrera”) juega mucho a su favor a la hora conseguir ese ambiente romántico-delirante.

    Personalmente, me quedo con el momento en el que el apuesto Ator le hace obsequio de tan entrañable animal, recibiéndolo ella con enorme gratitud y cariño para, acto seguido, y tras recibir un inesperado zarpado, soltar a la simpática bestia como si llevara la peste consigo.
    La capacidad del director para dar por buena la toma demuestra una integridad y honestidad de la que pocos cineastas pueden presumir (o igual es que no tenían dinero suficiente para poder repetir la toma, que también). Por no hablar de la tenacidad y capacidad de improvisación que demuestra tener la muchacha ante semejante situación.

    Saludos 😉

    P.D.: “Los bárbaros”, otra gran “joya” del explotation de espada y brujería de la época. Me trae recuerdos memorables de mi más tierna infancia.

  6. #6 por vini el 10 enero, 2013 - 23:44

    Pues si, que hable con su padre y ya esta todo arreglao. Este tio no entendio lo que querian decir sus padres con lo de cuida de tu hermana pequeña. Un saludito

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: