`Acorralado (First Blood)´ -La agonía de un veterano de Vietnam

 

Sylvester Stallone tuvo dos películas emblemáticas en su carrera. Una fue Rocky y otra Acorralado (First Blood). Si la primera ya se llevó (injustamente para algunos) el Oscar a la mejor película, la segunda nos ofreció una visión de lo que podía sufrir un veterano del Vietnam que volvía a casa (no por Navidad), intentando olvidar los horrores de la guerra.

Más de uno recordaría a John Rambo por sus secuelas, obviando su origen, uno que sí estaba a la altura de lo que se puede considerar una película de acción dramática.

Y es que el éxito de esa película provocó que nuestro héroe volviese a salvar a algunos compañeros que todavía estaban en Vietnam, sufriendo torturas por parte de sus captores (los cuales eran presentados como lo peor de lo peor, algo típico en este tipo de producciones. Si antes los malos eran los indios, ahora le tocaba el turno a los vietnamitas o a los rusos).

De ahí que las innumerables muertes, tiros, explosiones y demás fuegos de artificio fuesen un reclamo inmediato para el espectador que quisiese ver una película de acción al uso.

Pero “First Blood” era mucho más. John Rambo no quería lo que se le iba a venir encima por culpa de un Sheriff (interpretado por Brian Dennehey), el cual, por sus prejuicios, acaba encarcelando al hombre equivocado, uno que le daría unos quebraderos de cabeza inimaginables.

Hay unas cuantas escenas que siempre me han encantado de esta película y que me han llegado a conmover. Una de ellas es cuando nuestro protagonista percibe la actitud agresiva del Sheriff que antes he mencionado. Rambo tan sólo iba a ese sitio para reencontrarse con un compañero de armas, el cual había fallecido según le comenta su mujer. Y es que los fantasmas del pasado ya era suficiente compañía como para que la realidad también le diese la espalda. De ahí que cuando Dennehey le “aconseja” que salga del pueblo cuanto antes, acompañándolo en coche hasta los límites del pueblo, la reacción del veterano del Vietnam sea la de volver. La de seguir siendo libre, ya que no había cometido ningún delito y no encontraba justo que se le reprendiese simplemente por estar ahí. Un momento que muestra perfectamente lo que nuestro héroe no está dispuesto a pasar por alto. Ni más ni menos que el que coarten su libertad.

Otro más sería el de su encarcelamiento, más concretamente cuando los policías empiezan a abusar de él, el paralelismo que John Rambo encuentra en su situación actual, con las penurias que tuvo que soportar en la jungla vietnamita (se muestra por medio de flashbacks),  no hacen sino acrecentar ese instinto de supervivencia que no habría salido a la luz si le hubiesen dejado seguir su camino. De ahí que el resto de la película, una vez que escapa de la cárcel y con las fuerzas de la ley en su contra, sea provocado por los actos viles de unas personas que se toman la justicia por su mano, que por el desequilibrio psicológico de nuestro héroe.

Y el tercer momento que se podría destacar sería precisamente el final. Uno que derrocha dramatismo por los cuatro costados y que refleja perfectamente lo que una persona no olvidará en la vida. La tristeza que provoca la guerra por los actos que puedes llegar a cometer o ver. Rambo sólo quiere que lo dejen en paz. Vivir e intentar superar los momentos penosos que soportó en su momento. De ahí que la conversación con su antiguo superior (Richard Crenna) no tenga desperdicio. Muchas veces se ha criticado, algunas con razón, la nula capacidad de Sylvester Stallone a la hora de intentar interpretar una escena dramática (para mí mucho peor ha sido Schwarzenegger, si ponemos como ejemplo a iconos del género de acción), pero tanto aquí como en Rocky creo que está a la altura. También habría que obviar,  ya que ni la frase se decía en la película, la parodia que hicieron en su momento sobre dicha escena, donde “No siento las piernas!!!” acabó siendo algo inventado pero que todo el mundo creía que se había dicho en “First Blood”.

Las razones para recomendar esta película son numerosas. Bien es cierto que si se quiere acción a raudales las posteriores entregas lo hacen con creces y llegan a ser un entretenimiento medianamente digno, pero aquí encontramos la verdadera crítica hacia los que sufrieron por defender a su país y que en su vuelta a casa no acababan encontrando la paz. Precisamente por las personas a las que habían defendido. Quizás eso provocase más tristeza en John Rambo que las torturas a las que estuvo sometido por el vietcong.

 

Para leer la ficha pincha aquí

 

Fdo: Snake  

, , , , ,

  1. #1 por ipanonima el 27 julio, 2010 - 00:47

    “Quiero irme a casa… quiero conducir mi Chevrolet…¡Y no consigo encontrar sus piernas!”

    Una gran película que no me cansaré jamás de ver, un Stallone que se convirtió con ella en uno de mis actores favoritos. Sí, me gusta Rambo, me gusta Rocky, me gusta cuando pregunta si hay alguna ley que le impida comer en ese sitio y el sheriff responde: Sí, yo.

    Stallone ha sido criticado por muchísimas cosas, pero creo que cuando se esfuerza, es capaz de conseguir entretenimientos dignos. Quizá sea más inexpresivo que otros muchos actores, pero ¿Qué sería de nosotros sin Demolition Man, Desafío total, Tango Y cash, Terminator…?

    Incluso me gusta el final de la cuarta entrega, donde se le ve cerrando el círculo y regresando a casa. Me alegro de que Stallone haya puesto los huev*s sobre la mesa y se haya negado a hacer más continuaciones.

  2. #2 por marcos araya el 27 julio, 2010 - 05:47

    ¡Gran pelicula! En youtube ronda el final alternativo en donde Rambo se suicida, haciendo un paralelo mas cercano con la novela de David Morrell en la que esta basada esta gran cinta (En el libro, Rambo es herido mortalmente por Teasle) injustamente desechada por algunos. Stallone se preocúpó de humanizar el personaje que en el original era mucho mas frío.
    Larga vida a Stallone.

  3. #3 por THE ROCK ACTITUD el 27 julio, 2010 - 09:39

    “Si la primera ya se llevó (injustamente para algunos) el Oscar a la mejor película……”

    Bueno, los que dicen eso suele ser gente muuuuy inteligente y que folla muy poco, así que no nos interesa su opinión xD

    Respecto a “First Blood” poco que decir. Obra maestra y punto. Y respecto a las dotes interpretativas de Stallone, pues decir que no es un DeNiro, eso está claro, pero tampoco es un mal actor. Fué un maestro en su género, y su género fué el sub-género de las películas de acción con tios musculosos. Si señores, hay un sub-género que según un colega mio se llama “Drama musculoso” (XD). ¿Que de qué va? Pues de los dramas por los que pasa la gente musculosa. Y a éste género pertenece “First Blood”, señores. Y también la saga “Rocky”, y “Yo, El Halcón”, y “Encerrado”. Y que coño, “Máximo riesgo” era el drama de un tio musculoso al que se le escapaba de las manos la novia de su colega (literlamente). Ya fuera de coñas, Stallone se ha hecho muchos enemigos por ser uno de esos “POWER GYM ACTORS”, y ya sabemos que si tienes músculos tu destino es que los que son muy inteligentes y follan poco te odien (XDXDXD), pero a pesar del lucimiento de todos sus -iceps, Sly le ha metido mucha carga emocional a muchos de sus personajes. Y pese a que siempre se le ha metido en el mismo saco que a Schwarzenegger, Seagal, Norris, etc; lo cierto es que Stallone siempre ha ido muchos pasos de ésta gente, interpretativamente hablando. Y en “First Blood”, al igual que en “Rocky”, “FIST” o “CopLand”, Stallone da buena muestra de ello.

    • #4 por Harry Powell el 27 julio, 2010 - 21:25

      THE ROCK sabes que normalmente comparto ( pero muchoooo) tus opiniones y admito que Stallone no me desagrada para nada, de todos los “musculosos” sin duda es el más dotado (y de lejos) para la interpretación pero ¿No crees que es algo inexpresivo? Sí, ya se, ahora me diréis lo de su parálisis facial…….

      Pero tal y como digo esto también admito que con muchísimas de sus películas he disfrutado como un enano, una cosa no quita lo otra. Saludos.

      • #5 por THE ROCK ACTITUD el 27 julio, 2010 - 21:59

        En ocasiones resulta inexpresivo, si. Por ejemplo, en “Cobra”. Ya sea para besar a la Nielsen o para calzarle una hostia al malo de turno, la cara que pone es la misma. Pero a mi me gusta pensar que esa inexpresividad es parte del personaje. Me gusta pensar que Marion Cobretti es un tio peligroso porque cuando se te acerca, jamas adivinaras por su cara si te va a besar o a te va a hostiar XD

      • #6 por Harry Powell el 27 julio, 2010 - 23:16

        Esa inexpresividad era coherente y necesaria en “Rocky”,”Acorralado” y muchas más obras en las que el personaje de Stallone pedía esa ausencia de expresión facial, pero lejos de ser sólo una “virtud” requerida para dar vida a esos duros “tontorrones” y en ocasiones “buenazos” heróes de acción tan carismáticos, se ha convertido en una constante nada recomendable para un actor que siempre ha mostrado ganas de crecer y de superarse como Sly. Que siendo más que consciente de sus limitaciones en este aspecto ha luchado por ser reconocido no sólo como un simple actor de “mamporros” sonrisa austera y fría mirada, y siempre ha querido ir más alla (algo muy loable) provando suerte en diferentes géneros que no requerían tales cualidades. En mi opinión Stallone no es del todo un mal actor y como he dicho he disfrutado como un enano en muchísimas de sus películas y creo sin duda que le queda aun mucho por dar pero ……. lo dicho, tenemos que ser conscientes de nuestras limitaciones. Saludos THE ROCK

  4. #7 por aguilar el 27 julio, 2010 - 15:03

    Creo que la gran diferencia de “First Blood” con las secuelas es que al basarse en una novela no quedan tan jodidamente destrozada por guionistas ávidos del éxito rápido de la acción desbordante.
    A mi me parece que “First Blood” es la mejor de las películas de Stallone: le veo interpretar, actuar, no sólo ser un matón musculoso. Dota a su personaje de profundidad, de sentimientos y bueno, creo que da lo mejor de si mismo como actor.

  5. #8 por Harry Powell el 27 julio, 2010 - 21:16

    Un film entretenido, sin duda.Saludos.

  6. #9 por marcos araya el 27 julio, 2010 - 23:42

    Me parece que cuando quiere, Stallone realiza grandes actuaciones. Vease por favor, Copland-Paradise Alley-Fist-Rocky-Victory-Lock up-The lords of flatbush y la aca comentada First Blood.

  7. #10 por buko el 27 julio, 2010 - 23:46

    final alternativo

  8. #11 por horten86 el 28 julio, 2010 - 20:46

    El personaje de John Rambo era un Boina Verde de Fort Bragg. Para ganarse la B.V. (que ni mucho menos la consigue todo el que se lo propone) han de pasar penurias y torturas. First Blood es un homenaje a los que saben lo que es la vida militar y lo que ello conlleva.

    Sólo comentar que en el proceso de endurecimiento de la B.V. española, de lo mejor del mundo, hay pruebas con nombres como “entrenamiento de persecución”, “prueba de supervivencia”, “prueba de trato de prisionero y obtención de información”.

  9. #12 por Minos el 29 julio, 2010 - 02:10

    esta pelicula esta mucho mas infravalorada de lo que realmente vale. Para mi es un PELICULON, y eso que no soy fan de las pelis de accion y testosterona (debe ser por eso que esta si me gusta dentro de ese genero).

    Hay 2 escenas que pasaran a la historia como las frases mas duras y masculinas que pueda haber oido alguien en el cine. Ambas, dichas por el Coronel:

    (son mas o menos así).
    1.
    Coronel: Cuantos Hombres trajo para detener a John?
    Sherif: 300 hombres.
    Coronel: Todos morirán.

    2.
    Coronel: Dios tiene piedad…John Rambo no.

    Maldita sea, me salen mas biceps con tan solo recordarlas! hahaha

    Saludos.

  10. #13 por Spacejock el 15 octubre, 2010 - 01:20

    Es un clásico del cine de acción muy crítico con la administración U.S.A. sobre todo en el conflicto de la guerra de Vietnam. Y es que deberíamos de volver al año en el que se estrenó o rodó First Blood, 1981 o 1982 aprox. Y es que muchos de los veteranos que volvieron a su país después de la pérdida en la guerra de Vietnam sufrieron el rechazo de políticos y sociedad en general de aquella época. Sobre todo con Ronald Reagan como gobernante y su filosofía de vida “happy american”. Muchos veteranos tardaron años en regresar a Estados Unidos por diversos motivos. Y “First Blood” nos muestra las consecuencias de aquella guerra en el personaje de John Rambo. El llega feliz a su tierra al reencuentro de su amigo de peripecias (es lo único que le queda) pero cuando le dice su mujer que murió de un cáncer a causa del gas mostaza, Rambo se viene a bajo. Lo demás es historia. El film está impecablemente rodado, no es cine de autor pero es el cine que se deja ver, que deja que veas las escenas de acción con detenimiento (no como ahora que todo es FX y movimientos rápidos de cámaras que no permiten que disfrutes de las imágenes), gracias a la dirección del competente Ted Kotcheff. Unimos un excelente guión basado en la novela de Morrell, un buen montaje que hace que quieras más, excelente fotografía y escenarios y sobre todo, sobre todo la grandísima música de Jerry Goldsmith, la cual representa en su tema principal al personaje de Rambo. Aunque tiene muchas escenas memorables y también frases, siempre me emocionó la escena en la que Rambo después de pasarse unas horas en la cueva sin aparente salida, encuentra una escalerilla en la que se ve la luz del día, y la música de Goldsmith entra en acción representando la esperanza y salvación de Rambo. ¡¡Eso era cine, si señor!! Todo en su conjunto te empapa, la música, los escenarios montañosos…
    Ya las otras dos partes son meros panfletos políticos de U.S.A. y aquí es donde Reagan hablaba de Rambo en los discursos políticos.

  11. #14 por carpomares el 8 julio, 2012 - 20:19

    Muy de acuerdo con todo lo dicho. Es una gran película, aunque el Rambo del libro no tiene nada que ver con el de la cinta. En el libro es un psicópata desquiciado por la guerra, prácticamente no puede evitar matar (se carga a todo el que se le pone por delante). En la peli es una víctima de la situación, no quiere matar, quiere que le dejen en paz, vivir y recuperar su vida…

  12. #15 por Javier el 17 julio, 2016 - 09:28

    Para mi Stallone es un actor excelente que es infravalorado por los críticos mediocres que esperan que un músculoso sea solo de acción. Nadie puede negar que la escena final de First Blood es capas dejar un nudo en la garganta de lo bien interpretada que esta.

  1. Recordando algunas escenas antológicas: “¡No se acabó, no señor!” John Rambo y su visión de Vietnam. « Tierra de CINÉfagos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: