“Caos calmo” – Irreversiblemente desaprovechada

Caos Calmo (2) por ti.

Nanni Moretti (ese señor con nombre de cantante italiano de los años 60) es un famoso actor-director-guionista de gran fama en Italia y al que conocí a través de su más que interesante película “Caro diario” (1994).

En ella Moretti (que se interpreta a sí mismo) plasma en imágenes su diario personal dividiéndolo en tres historias: en la primera nos pasea por Roma (incluida una parada en el lugar donde fue asesinado Pier Paolo Pasolini) montado en su vespa, en la segunda visita distintas islas italianas en compañía de un amigo (dedicado al estudio del “Ulises” de James Joyce) y en la tercera nos relata el particular calvario médico que sufrió hasta que consiguieron diagnosticarle un linfoma.

“Caro Diaro” está repleta de situaciones cómicas (y algunas amargas) y de reflexiones sobre la sociedad actual, el cine, la televisión y sobre él mismo como persona que la convierten en una película original y bien construida.

Y llega 2001 y Moretti gana la Palma de Oro en Cannes con “La habitación del hijo” y una piensa “¿éste es el mismo tío de la Vespa?” El extravagante Nanni se convierte aquí en un (poco) convincente psicoanalista que pierde a su hijo Andrea en un accidente. En contra del 95% de la crítica, la película me pareció un sobrevalorado relato sobre la muerte de un ser querido (y su duelo posterior) desprovista de la emoción necesaria y teñida de cierta morbosidad gratuita.

Tras un largo paréntesis de 6 años, el director italiano vuelve a ponerse tras las cámaras para participar en el proyecto “Chacun son cinéma” (“A cada uno su cine”) que tuvo como finalidad conmemorar el 60 aniversario del Festival de Cannes y que reunió los cortos realizados por 35 directores entre los que encontramos a los hermanos Coen, Cimino, Wenders, von Trier, Cronenberg, Van Sant, Egoyam, los hermanos Dardenne, Angelopoulos, Loach, Kar Wai, Assayas, Lynch, Yimou, Gonazález Iñárritu, Oliveira, Kaurismäki, Egoyan, Kiarostami, Campion, August o Kitano.

En “Caos Calmo” (2008), Moretti no lleva a cabo labores de dirección (que recaen en Antonio Luigi Grimaldi) sino que se erige en protagonista absoluto de la cinta (y tan absoluto) además de colaborar en el guión que adapta la exitosa novela de Sandro Veronesi.

Caos Calmo (4) por ti.

Pietro Paladini (Nanni Moretti) es un alto ejecutivo de una compañía dedicada al mundo audiovisual que está a punto de fusionarse con una poderosa empresa norteamericana. Mientras pasa un día en la playa junto a su famoso hermano Carlo (modelo de profesión interpretado por Alessandro Gassman), su mujer (Lara) sufre un accidente y muere. Lo paradójico del caso es que la defunción se produce casi al mismo tiempo en el que Pietro y Carlo salvan a dos bañistas.

Viudo y con una hija a su cargo, Pietro mantendrá una impertérrita actitud (Calmo) a la hora de enfrentarse al hecho irreversible de la muerte de Lara (Caos) y a los posibles remordimientos por su ausencia. No sólo no deberá reinventarse como padre, sino que asumirá las labores de madre y, además, intentará alejarse lo menos posible de su hija. Y así es como, desde el primer día de colegio, esperará en un parque aledaño a que Claudia salga de la escuela.

Caos Calmo (7) por ti.

Día tras día se relacionará con los habitantes de la zona (un abuelete que también ha perdido a su mujer o el dueño de la cafetería-restaurante donde Pietro desayuna y come) u observará a los habituales transeúntes (una bella joven que pasea a su perro o un niño con síndrome de Down). Sentado en un banco recibirá distintas visitas (su hermano, compañeros de trabajo, la mujer a la que salvó, su cuñada –hermana de Lara- y hasta el propio jefazo de la compañía norteamerica –un breve cameo de Roman Polanski-).

El paso del tiempo permitirá que Pietro deje salir su particular “caos” interior para vivir el duelo, asumir la pérdida e iniciar una nueva vida con Claudia, una niña de 10 años inexplicablemente ajena (demasiado) a todo lo que está sucediendo.

Caos Calmo (6) por ti.

La sinopsis, cuanto menos, promete, pero el “experimento” Moretti-Grimaldi no acaba de cuajar y “Caos Calmo” cae en picado deambulando por los derroteros de la autocomplacencia, el egocentrismo actoral y el sentimentalismo (y “sementalismo”) cutre. Y aunque la visita de su cuñada Marta (Valeria Golino) nos desvelará el lado misterioro de Lara (una mujer que se sentía sola y poco amada, que acudió a una adivina que le predijo su muerte y que mantenía correspondencia electrónica con un escritor de cuentos) augurando una nueva (e interesante) línea argumental que, finalmente, se queda en un vano intento que no llega a profundizar en nada.

“Caos Calmo” se deja ver muy bien y hasta se le perdona a Moretti el querer acaparar cada plano de la película y que devenga en un personaje que pretende ser un modelo de honradez, amabilidad, educación, comprensión, etc. que, en ocasiones, es de lo más utópico y poco creíble . Pero lo que no se le perdona a Nanni (y mucho menos a Grimaldi que ha dado su visto bueno) es esa escena de sexo (muy subidita de tono y criticada por el Vaticano) que provoca vergüenza ajena por lo mal interpretada que está y por lo forzada que resulta. Así que la endeble línea que separaba la película de un aprobado tirando a bien al más sonoro suspenso se volatiliza en cuestión de minutos.

Caos Calmo (8) por ti.

Los participantes de este “caos” fílmico no se distinguen por sus interpretaciones: Moretti vuelve a hacer uso de su inexpresividad, Valeria Golino da signos de haber sufrido algún tipo de brote histérico y Alessandro Gassman pasea su palmito (y el apellido de su mítico padre) regalándonos media docena de sonrisas Profident.

La BSO de Paolo Buonvino sirve magníficamente a los momentos sensibleros del film haciéndose omnipresente en buena parte del metraje y poco adecuada en algunas de las escenas. No por ello deja de ser una hermosa banda sonora con cierto regusto indie que incorpora, además, el “Pyramid Song” de los Radiohead.

Un desaprovechado escenario, una desaprovechada historia y un aprovechado Nanni Moretti dan al traste con una película que podría haber sido mucho más.

 

Para ver la ficha de la película, pincha aquí

Briony  

, , , , , , , , ,

  1. “Caos calmo” « TIERRA DE CINÉFAGOS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: